media

El tanaceto una flor ornamental y curativa

Es una planta herbácea originaria de Europa y Asia. Se le conoce con el nombre de Compositae y tanacetum vulgare.

Históricamente, los irlandeses del siglo XIX, se bañaban con una solución de Tanaceto y sal, lo que servía para curar el dolor articular. De hecho, litúrgicamente y durante la cuaresma, hacían torta de Tanaceto. Pues, consideraban que era mejor que el pescado porque este causaba gusanos intestinales.

En Estados Unidos, el tanaceto se siembra y está en existencia desde el año 1942.

La siembra, debe hacerse mediante semillas y en Marzo. 

El tanaceto, es una planta ornamental que puedes cultivar directamente en jardines  o macetas de jardines.

 La gente que siembra esta planta, la usa para controlar las plagas. Su siembra se realiza directamente. Se siembra cuando hay sol  y con poca agua, pero con humedad. Florece en verano y principios de otoño, y es muy duradera. Es una planta que crece  en suelos alcalinos y en entornos secos. Por lo que, tiene propiedades fúngicas.

Medicinalmente, es una planta que funciona para calmar migrañas y trastornos menstruales en general. La flor de tanaceto, la usaban para hacer un té antihelmíntico para curar infecciones parasitarias.

El tanaceto, es un compuesto antiviral  activo, contra el virus del herpes simple. El tanaceto tiene propiedades vermífugas e insecticidas. 

Debe consumirse de manera moderada porque puede ser tóxico. Se caracteriza por tener un  aroma intenso  y atrae sus flores a los insectos y libadores como las moscas y las avispas.

Es una planta que se usa para tratamientos que tienen como fin la expulsión y la eliminación de parásitos intestinales en el organismo. Se conviene no usar por mucho tiempo, porque puede ser toxico.

Es muy eficaz en casos como los áscaris o lombrices y oxiuros. Puedes emplearla en niños en forma de edema.

Y con respecto a la repostería, puedes usar el Tanaceto cuando quieres realzar algún sabor peculiar en la comida que realices.

Además, el Tanaceto tiene efectos amargos y te ayuda a estimular el proceso digestivo y a aliviar la migraña. Funciona como emenagogo, estimula la menstruación y debes evitar usarla durante el embarazo.

La puedes aplicar vía externa, a través de lociones para tratar la sarna, alivia los esguinces y te ayuda con los problemas de la piel en general. Te ayuda a quitarte el dolor de cabeza, te baja la fiebre. Cuando la aplicas como tónico sobre picaduras en la piel, alivia los ardores.

Para preparar los remedios, debes usar las hojas y flores de Tanaceto. De estas, se toma el aceite esencial, las lactonas sesquiterpenicas, terperoides, flavonoides y taninos.

Farmacológicamente, funciona como vermífugo, antihelmíntico, amargo digestivo, carminativo, emenagogo y estimulante.

El Tanaceto, es una planta rica en vitaminas B6, Magnesio y extracto de Tanaceto.

Puedes conseguirla en distintas presentaciones como: Capsulas de hierba seca, hojas, hierba simple y prepararla como sea tu forma favorita.

No la debes usar durante el embarazo. Y tratar siempre de contar con supervisión médica cuando consumas el Tanaceto.

También, puedes consumirlo como infusión o tintura. Y para realizar la infusión debes colocar una cucharadita de hierba seca, en una taza de agua hirviendo dejándola reposar por quince minutos. Puedes  tomarla dos veces al día, siempre evitando los excesos que pueden llegar a ser dañinos.

De igual manera, puedes combinar esta planta con el ajenjo para disminuir parásitos intestinales. 

Al igual, que cuando juntas el Tanaceto con la manzanilla, funciona como un purgante que tiene una acción carminativa.