TAMBIÉN PUEDE HACER SU PEDIDO DE FLORES Y PLANTAS EN EL TLF: 91 017 93 24

media

Orquídeas: exóticas y hermosas

Las orquídeas constituyen una familia bastante amplia de plantas que se pueden encontrar en casi todo el mundo, aunque las más vistosas se encuentran en las zonas intertropicales, lo únicos sitios donde no crecen son en los desiertos y los polos. Son muy atractivas y con gran variedad de colores y tamaños: en total más de 30 mil especies se crecen de manera silvestre alrededor de todo el mundo. 

Características:

Las orquídeas son reconocidas por poseer tamaños y formas distintas, pero son básicamente plantas que dan flores de una gama de colores bastante amplia. Siempre mantienen su forma simétrica bilateral; que las caracteriza y diferencia de las demás.

El tamaño de las flores varía desde las milimétricas orquídeas de las especies Bulbophyllum y Platystele, hasta las de gran tamaño o longitud de las especies de Grammatophyllum y Sobralia altissima. Además, los aromas de las mismas son muy variados: van desde los exquisitos aromas de las Cattleyas, hasta hedores nauseabundos de algunas especies de Bulbophyllum.

La forma del tallo y hojas de estas plantas igualmente varían dependiendo de la especie, hay especies terrestres y especies epífitas; en las primeras los tallos son rizomas o cormos, en las segundas las hojas son gruesas ya que estas funcionan para almacenar agua y nutrientes.

Cultivo:

Se calcula que existen unas 60 mil subespecies derivadas del cultivo controlado, en las que el mayor porcentaje necesita ser polinizadas para que haya fecundación.

Por lo general se utiliza el método de multiplicación para cultivar las especies ornamentales, consiste en la división del tallo, pero en algunas especies se enraízan los nudos donde se presentan hijuelos y se separan de la planta madre. Asimismo, las especies de mayor importancia comercial se reproducen por la división del rizoma, donde los bulbos derivados, se siembran para clonar una misma especie. 


Temperaturas:

Las orquídeas gozan de una gran capacidad de adaptación en cuanto a temperatura y altura, pueden crecer tanto a nivel del mar como en las alturas, y aunque se pueden encontrar especies en casi todo el mundo, es mejor conservarlas entre los 18 y 25 grados centígrados.

Cuidados:

La luz del sol nunca debe darle de manera directa a la planta, no debe regarse mucho, solo una vez por semana. El abono debe realizarse una vez al mes, junto al riego semanal. Y la maceta debe cambiarse cuando las raíces empiecen a sobresalir.

Beneficios:

En la mayor parte del mundo, las orquídeas, son utilizadas de manera decorativa, sin embargo, los aztecas implementaron el uso de la especie Vanilla para aromatizar el chocolate y desde eso, se cultivan aproximadamente 110 variedades de esta especie para producir vainilla debido sus usos alimenticios y aromáticos a nivel mundial.

Especies ornamentales:

A pesar de la gran cantidad de especies de orquídeas que se pueden encontrar de manera silvestre en todo el mundo, solo unas pocas tantas especies son cultivadas para ser utilizadas de manera decorativa; es decir para producir flores de corte o como plantas ornamentales, entre estas especies se destacan: Cattleya, Dendrobium, Epidendrum, Paphiopedilum, Phalaenopsis, Vanda, Brassia, Cymbidium, Laelia, Miltonia, Oncidium, Encyclia y Coelogyne. Estas debido a la hibridación artificial, gozan de una amplia paleta de colores y tamaños que son muy apreciadas gracias a sus magníficos aromas y singular belleza.

A la hora de decidir obsequiar una orquídea, se puede elegir una planta ornamental o un arreglo con flores de corte, lo importante es que sepas que las flores se conservan en perfecto estado durante muchos días, por lo que funcionan como un magnifico regalo.